los fundamentos

Pensar el Cambio – Salvar la Tierra

Hablar de Pachakutic/Tiempos de cambios, deCambio de Paradigma, de no-volve a la A-normalidad, debería ser muy sencillo – pues tiene que ver con el sentido común.
Pero el hombre, especialmente el blanco, se desconectó de la naturaleza y se las ingenió para inventar sus propias reglas que solo satisfacen sus «caprichos».

 

Podrá resultar sorprendente, no espicifique si este cambio de paradigma, se aplico a personas, grupos, culturas, al Arte… y sin embargo abarca todo! Buena lectura…


¿Ser parte del problema o parte de la solución?
Nunca ha sido tan obvio, la necesidad de descubrir otros caminos. En estas páginas, en mis actividades, en cada charla he buscado cómo activar entre todxs, procesos de cambio. Les comparto preguntas, observaciones para volver a la esencia, redescubrir el sentido común, la sensibilidad sin la cual nada es posible.
 
Despertar – descubrir otros caminos, nuevas formas

Es la observación que marca la diferencia fundamental entre el HACER y el VIVIR, que nos enseña como vivir. 
La observación transforma el habla en escucha, NO sólo hablo, sino que escucho: ¿Qué siente mi cuerpo, cómo suenan mis palabras, cómo las recibe el otro?

Surgen preguntas tan simples y tan fundamentales.
Canto, por qué canto, cómo, para qué, para quién?

Cuando escuché decir: “Tu futuro depende de tí, de hecho sos tu mejor oportunidad,» fue una revolución: no se enseña, es una propuesta que se vive.

¿Asamblea o Individualismo?

Una mente abierta no miente, descubre el ser en la relación con el otro. En todas las tradiciones ancestrales, la omnipresente Asamblea,  invita a tomar conciencia, se charla, se comparte hasta el momento de decidir entre todxs. 
El chamán, los abuelos y los padres, también representan este acompañamiento tan necesario.

Ahí va una secuencia de reflexiones para los que buscan nuevos caminos.

Descubriendo, paso a paso el otro paradigma

¿Cómo pudimos aceptar – cómo pudimos acostumbrarnos…?  Un mundo reglado por normas, teorías, esquemas, modas y plagado de contradicciones… El camino de la conciencia pasa por reconocer la sombra», a cada paso hacer la diferencia entre lo aceptable y lo inaceptable. «Cada problema se vuelve desafío.»

Todxs deseamos encontrar alternativas » humanas » a las injusticias cotidianas: tensiones, ruidos, violencia y acoso, represión, autoritarismo, soledad, contaminación, saqueo, colonialismo, racismo, machismo… Las últimas noticias no hacen más que confirmar la urgencia de otras respuestas a las injusticias sociales, en educación, salud, salud Mental, urbanismo, agricultura, economía, etc.

¿Ser parte del problema o parte de la solución?

No más de lo mismo – El reconocer la sombra, un paso difícil, pero un paso indispensable para vivir de preguntas, para que nazcan  propuestas de cambio. No deja de sorprenderme la cantidad de procesos obstaculizados por una mente cerrada, por un ego a flor de piel, por la crítica sin propuesta. ¿Cómo despertar a esta nueva realidad?

Entre pragmatismo y sensibilidad  – el hombre nació con dos hemisferios uno práctico y el otro sensible, intuitivo. Los dos se necesitan el uno al otro, de la misma manera que el masculino no puede caminar sin el femenino y sin embargo al mundo lo manejan principalmente hombres qué hacen desastres y siempre tienen un plan…

Elogio de la crítica constructiva – venimos de una cultura de crítica «destructiva». Todo se mide, se califica en función del resultado, vivimos especulando, compitiendo, nos transformamos en hacedores. Sin embargo el redescubrir nuestra humanidad nos transforma en «seres vivos/conscientes», cada observación, comentario se vuelve propuesta, cada problema se vuelve desafío.
Fue así como viktor frankl en lo peor de su existencia, en los campos de exterminación nazi no dejó de buscar, de querer volver a la vida y logró  día trás día el modo  de redescubrir  el «sentido de la vida» . (link a su libro)

Una visión humana nos permite volver a la vida, re-existir – un actor francés muy querido, Michel Piccoli, pocos días antes de morir decía: «Uno no debería aceptar la rutina, uno debería sorprenderse todos los días de su vida. Suelo preocuparme, angustiarme también, pero aún así siempre hay algo o alguien que me sorprende.»

«Solo evaluaremos la propuesta de volvernos blancos, el día que los blancos se vuelvan Yanomami
y por favor, no hablemos de asimilación o de integración.»

Kopenawa de la tribú Yanomami de Brasil

 

El Pachakutic de los pueblos – la predicción de los Aymaras de los Andes, de un tiempo de cambios profundos luego de 500 años de miseria, de saqueo va chocando con las resistencias de nuestra cultura blanca, la cual no quiere perder «el control» Mo puede reconocer sus errores, se empecina a marcar el rumbo.
Desde siglos proliferan los sabios quienes multiplican teorías, escuelas filosóficas, confesiones, iglesias…  ganarse la atención de todxs se vuelve cuestión de vida o muerte. Nunca se resuelve la confrontación entre 1000`s de opiniones que penan a converger. Nuestro mundo se volvió bi-polar, nos volvimos bi-polar, pasamos de la negación a la promesa en un instante – esta es la epidemia más preocupante de nuestros tiempos. Y sin embargo todo parece anunciar un posible y tan necesario despertar.

¿Es este el mundo, el que queremos? – Nuestras historias, nuestras actitudes están marcadas por la confusión, la ambigüedad, la arbitrariedad, la mentira… Es indispensable marcar la diferencia entre lo aceptable y lo inaceptable, dejar de tergiversar para salir de la confusión. identificar “mecanismos perversos”,  tomar cartas en el asunto. Mo más resistir, sino re-existir.

Un conflicto de «sentidos» – Andrés Carrazco, científico eminente en la historia Argentina, pionero en la investigación de los agro-tóxicos, basó un día su presentación sobre los diferentes sentidos del sentido: la sensación – el significado – la dirección.  El sentido verdadero sólo se revela cuando se encuentran: sensaciones y significado, lo que tiene por efecto de marcar indefectiblemente el rumbo.

1. En el paradigma dominante, el convencional, la flecha se va ensanchando porque estamos obsesionados por el resultado – cómo lo dice el proverbio: El fin justifica los medios, no importan las consecuencias, ni los daños colaterales. Se vuelve tan importante pertenecer a un grupo que se pierde el juicio – la humanidad desaparece.

¿Cuáles son los DAÑOS del sistema convencional ?
– Fragmentación: perdemos de vista las consecuencias de nuestros actos, c/u se maneja como «lo siente». Aparecieron fronteras, escuelas, barrios, teorías… que parecen justificar las desigualdades, los conflictos armados, el saqueo…
– Polarización: Estas fronteras son tan rígidas que nos vuelven ciegos e insensibles. Impiden tanto el diálogo como el análisis – ni hablar de reconocer los daños colaterales. Creo que no hay drama peor para una persona de que ser o convivir con alguien que sea bipolar – nunca se sabe con quién se vive. Es infelizmente el rasgo principal de nuestra cultura occidental, como lo dijo un jefe indígena Raomi: «el blanco vive mintiendo».
– Ficciones: La Urbanización del mundo se ha vuelto cada vez más trágica, pero los gobiernos y los tecnócratas siguen anunciando planes de reestructuración, de reordenamiento, de saneamiento… Mientras tanto, las poblaciones se las arreglen como pueden, crece la violencia, el consumo de drogas.  Se multiplican las tribus urbanas con sus músicas, rituales que ya tienen muy poco de música, menos de ritual – apología del «descontrol».

2. En el paradigma de las cosmovisiones /  ESCUELA de VIDA – la forma de la flecha es radicalmente diferente y hasta se vuelve bi-direccional (el sujeto se retro-alimenta, reconsidera sus acciones). Para explicarlo es necesario reconocer la actitud del indígena en/con la naturaleza.
– se vive a conciencia y con el otro: el indígena presta atención, escucha, siente, todo lo que hace lo hace con el otro. Se sienten rodeados de seres vivos: La tierra es Madre, que no sólo les dió vida sino que les provee de comida, de techo – el sol es el Padre, sin su fuerza no habría vida sobre la tierra – las montañas son abuelos, que nos observan y nos acompañan…
– lectura transversal y visión interdisciplinaria – al darle importancia al otro, al entorno, al medio ambiente, todas las teorías, profesiones, religiones, pasan en 2ndo plano, no son más que hipótesis. Una visión interdisciplinaria es la contradicción misma de la especialización, de la fragmentación del pensamiento, del monocultivo de la mente.
– el elogio de la Asamblea – las asambleas son los espacios ideales para luchar contra el individualismo, el verticalismo y defender los bienes comunes, el interés colectivo. Cada asamblea es un desafío considerable, no sólo mental sino físico: Aprender a escuchar, guardar la calma, buscar sus palabras, tomar la palabra, encontrar el tono, la forma, el ritmor…

El “Pachakutic” o tiempos de cambio, pone el acento en los valores humanos y en el respeto de la Madre Tierra. Es tiempo de reconocer el valor de su cultura, su fuerza y sus sensibilidad, darles la oportunidad de mostrarnos el camino.

Kopenawa el indio Yanomami de Brasil, nos cuenta que «la selva vive y respira, tiene corazón y sufre de ver sus árboles derribados, la tierra quemada – su lamento no lega a los oídos del blanco que destruye en nombre del progreso o de una ganancia insaciable.»

Desde que descubrí los cantos étnicos, no como objetos sino como lenguaje, rescaté 2 aspectos muy peculiares, esenciales para redescubrir el canto, la relación. Mis contactos posteriores con comunidades no hicieron más que confirmar. este camino:

1. ACTITUD – si hay conflictos sin resolver, en general la actitud física, vocal con el otro es cuidada. Sentí enorme respeto por este proceso que se juega cuando comparten inquietudes y deseos – admiré la soltura, la simplicidad, la potencia, la sensibilidad, la alegría que transmiten según el momento.

2. ASAMBLEAS – ellas ocupan un lugar central, está muy presente la preocupación por el destino colectivo. Suelen llamar a asamblea cada vez que el “bien común” está en peligro y conmueve ver cómo responden al llamado, a la necesidad del otro – un ritual muy cuidado.

¿Qué contraste con nuestro mundo! – desde siglos se fueron desorganizando las ciudades hasta llegar al caos que conocemos. Fuimos aceptando la dominación en todas sus formas, de supuestos «sabios» que siempre tenían un plan para la colectividad, para tu casa, para tu cuerpo, para tu vida – así nació el verticalismo. Delegamos tanto las decisiones que cada uno se fue encerrando, en su burbuja, en sus fronteras, dejó de sentir – lo llamo «la locura del individualismo «. 

Darse cuenta y marcar la diferencia – la tentación es constante de querer aliviar los procesos, despreocuparse – la cosificación de todo, las reglas y las normas ahogan nuestra creatividad. Al querer simplificar todo, nos volvemos simplistas. Esta preocupación por no volver a la A-normalidad responde a una inquietud muy bella: Dejar de repetir los mismos errores, el 1er paso. 

Todo depende de nosotros, de cambiar el rumbo…

El DISEÑO COLECTIVO - una herramienta para asegurar los objetivos

Les presento algunos de los bocetos de las primeras experiencias y esquemas fundamentales
que fueron surgiendo desde las necesidades del momento – comentados en el vídeo.

Hacia falta un lenguaje "gráfico" entre la acción y la reflexión.

¿Porque analizar, por qué diseñar? Al hombre le encanta improvisar – en consecuencia se la pasa arreglando errores. El diseño permite resituar la escena, hacerse preguntas, identificar la propuesta, el propósito y luego reconsiderar, afinar la estrategia.

OBSERVACIÓN y ANÁLISIS
La mayor dificultad es hacer y “ reconocer” lo que va diciendo el diagnóstico, pero sobre la marcha va ganando el deseo de cuidar el proyecto. El 1er paso consiste en reconocer, anotar y ordenar, listas y vistas de » indicadores «, que no son otra cosa que síntomas y como decían en el libro «la enfermedad como camino» – más vale hacerse amigo del síntoma, que pelearse con él – mejor transformarlos en desafíos.

La magia del DISEÑO – Ver para hacer ver
Descubrí el diseño gracias a la Permacultura,
el caminar los espacios me llevó a repensar las herramientas.

Entre las palabras y la acción – otro lenguaje se volvió necesario: poner sobre la mesa las observaciones y los comentarios de cada uno; recordar tanto dificultades y problemas cómo propuestas y situaciones para resolver – representar de alguna u otra manera la realidad actual, las alternativas y el sueño de todxs.

El diseño se puede aplicar a todo o casi todos los procesos y como cada caso es un caso, buscaremos las formas adecuadas, mapas conceptuales, gráficos, representaciones artísticas o técnicas, etc. La forma tiene que renovarse siempre para adaptarse a la situación, llegar a todxs.

OBJETIVOS y ESTRATEGIA
Los beneficios son enormes, permite tanto ser realista como soñar – establecer prioridades, un calendario, responsabilidades… Un espacio cuidado, un proyecto bien pensado hace hablar de él, se vuelve » modelo » – en 25 años, por la finca de Pacho Gangotena, quién dice repite: No hay nada más Revolucionario que una finca orgánica, pasar más de 25000 campesinos, vecinos, viajeros…

Fundamentos – final !
No deja de asombrarme la importancia que tuvo el diseño, el Despertar del OBSERVADOR, en prácticas tan diferentes como el canto, el teatro, la Salud Mental y la agricultura… SI, era necesario un lenguaje intermediario entre la acción y la reflexión, porque las palabras se pierdan. La fuerza de la costumbre, el deber ser, la crítica, las formas aprendidas nos limitan. El «poner los elementos sobre la mesa», es una práctica maravillosa que nos ayuda a vivir conscientes de nuestros actos, respetando los valores humanos, cuidando la Tierra – liberando nuestra creatividad, nuestros sueños. 
Ir arriba